#CaminoCompostela Día 1

 
 
Nerviosismo. Todo lo que se podía respirar era nerviosismo y entusiasmo. Ya fuera por el miedo de habernos dejado algo en casa o por la ilusión de una nueva aventura. Pues allí, en el autobús, nos encontrábamos los alumnos y profesores destinados a recorrer este camino, el Camino de Santiago. En total, 32 alumnos y 3 profesores controlándolo todo.

 
Empezamos a caminar y pronto encontramos paisajes de infarto, dignos de estar en una exposición de National Geographic o simplemente de recordar. Junto con esto, llegaron los peregrinos que compartían un mismo destino, aunque no el mismo ritmo. Éramos tan diferentes… Algunos solo sabían decir ¡Hola! y otros para desearte «Buen camino». 
 
Hubo grupos que nos marcaron, con gente que se presentaba y que gastaban alguna que otra broma. Otros, con su charla nos hicieron más ameno el camino.
 
Pero no todo podía ser felicidad y empezamos a cansarnos. ¿Quién nos iba a decir que  existían cuestas tan interminables? Quizás no pensamos que podía ser difícil. Por suerte, paramos varias veces y el tiempo estuvo de nuestra parte basta casi terminar el trayecto.
 
24 kilómetros y solo los 5 últimos, contra todo pronóstico, llovió.
 
Margarita Campos Quiñones (3º ESO B)
 
 
  

GALERÍA DE IMÁGENES

3 ESO, Curso 15/16, ESO, Salida Cultural